Translate

Sunday, July 22, 2018

Dejemos de succionar ave


Dejar de “succionar ave “es una forma elegante de decir algo que no suena muy bien pero que en algunos países de habla hispana se usa mucho y que se expresa como “mamar gallo “. Los que no la conocen, piensan que es quizás una forma vulgar para referirse a algo diferente, pero no. El mamagallismo es una expresión de algo ya establecido y de común ocurrencia, en variadas ocasiones.
 


Cuando alguien le empieza a hacer burla a otro en forma sarcástica para hacerse el o la chistosa, en ese momento se acostumbra a decirle “mire fulano o zutano, deje de estar mamándome gallo. Quien no conoce la expresión, no dudará en extrañarse y hasta mortificarse, por algo que en realidad no tiene mayor trascendencia.



“Tomar el pelo “sería una expresión mucho menos inquietante y seria quizás la forma más “cachaca “de decir lo mismo. Sin embargo a la gente, porque le gusta la “mamadera de gallo”, prefiere muchas veces utilizar la de mamar gallo, que es de fácil asimilación y entendimiento para quien la comprende, y por lo tanto, ni se molesta ni ofende.





Hay mamagallistas profesionales sobre todo para no pagar lo que deben, y cada vez que les cobran dicen cosas como “no te preocupes, mi rey, el cheque ya lo puse al correo, asunto que no es cierto y que se hace para salir del paso o mejor dicho para “mamarle gallo “al asunto.



Por lo anterior cuando alguien diga “no me mame gallo “, recomiendo no extrañarse, puesto que, para no tomar todas las cosas que se presentan tan demasiado en serio, a ratos resultará bueno “mamarle un poco de gallo “ a la vida, y así disfrutar de la alegría de existir.

9 comments:

Macondo said...

Gracias por enseñarme la cosa que tenía que aprender hoy.
Un abrazo.

CÉU said...

Hola, mi querido amigo Ricardo!

Are you fine? Me, too, tanks!

Desconhecia, completamente, estas expressões. Contigo, todos nós aprendemos mucho.

Mamagallistas profesionales, creo, ou mejor, tengo certeza k existem muchos y k tienem sempre respuesta para todo.

Gracias por tua referência a mi foto. Tengo un rostito agradável. Gracias!

Besitos a Sam, a Bruno (adoro gatos) y a Ricardo (sonrisas).

Una feliz semana.

Jose Ramon Santana Vazquez said...

la alegria de vivir Ricardo es un arte que poco se habla de el y que aqui en tu reflexion este como vinculo de amor comprension y afecto hacia las demas personas es muy gratificante debiera de escribirse en letras de oro en las nubes del cielo y que cada vez que uno se altere recordarle que estamos de psso y los momentos de felicidad son escasos ,siempre nos das una bella norma para pensar y en ello te estoy Ricardo muy agradecido con todo mis respetos un fuerte abrazo querido amigo . jr.

Ligia said...

Realmente no conocía esa expresión, Ricardo, en ninguna de sus dos versiones. Qué inventos!! Abrazos

CHARO said...

No había oído nunca esa expresión pero con tu explicación me he enterado de lo que significa.Saludos cordiales

Georgina Quintero Arengas said...

Es una expresión propia de Gabriel Garcia Márquez, nóbel de literatura, y de la costo norte de Colombia. No es mal oida entre hombres, pero si la decimos las mujeres se convierte en otro discurso. Saludos a todos.

Sandra Figueroa said...

Siempre grato leerte amigo Ricardo y aprender cada vez que vengo a saludarte...... muy buena explicacion la del post de hoy..cuidate mucho amigo.

RosaMaría said...

No conocía el término, aprendo contigo y también me divierto por lo ameno que pones todo. Besos.

Manuel said...

No conocía este término y me ha encantado, de hecho, algún día la utilizaré con los amigos a ver que cara me ponen, y porque entre nosotros si a alguien le sienta mal, siempre me dará la oportunidad, de que se lo explique.
Un fuerte abrazo, querido amigo.

P. D. Estos días estaré un poco ausente de este medio, ya que la calor, por mi edad, hace estragos en mi salud, y viajaré algunos días para el Norte donde el tiempo es más llevadero. De todas formas no dejaré de visitaros, desde allá donde esté, aunque sea de forma más espaciada.

Followers

Blog Archive