Translate

Monday, February 12, 2018

El resentimiento, privilegio de mediocres

Para aquellos cuya esperanza es el mantenimiento y el crecimiento de una experiencia espiritual, el asunto del resentimiento es infinitamente grave puesto que, cuando se incurre en él se vuelve a experimentar una emoción y una actitud de furia y hiel que en nada favorece a quien lo siente, lo cual lo pone a vivir en forma mediocre.



Resentir, es volver a sentir lo cual, si fuese relacionado con algo sereno, tranquilo, y grato, sería muy bueno, pero generalmente cuando hay emociones negativas no sucede así. Esto me acuerda de aquel capitulo relacionado con un individuo que cada vez que se encontraba o pensaba en alguien que lo había ofendido en el pasado, volvía a sentir la misma ira y deseos de venganza que cuando se presentó el incidente inicial.





Siendo francos, esto de resentirse se relaciona con cargarse al otro a las espaldas lo que hace que uno se convierta en prisionero mental de aquel. Por ello es importante pasar la página que nos relaciona con el evento y, ubicándonos en el momento presente, aprender a perdonar y a dejar ir, para poder estar uno feliz y en paz.

17 comments:

Ana Mª Ferrin said...

Saludos, Ricardo.
Qué gráfica tu expresión de que "resentirse" se relaciona con cargarse a la espalda, soportando un peso inaguantable, al individuo que origina esa especie de odio. Añadiría otra reflexión, que ese sentimiento negativo acaba grabándose en la cara de quien padece el resentimiento. Nadie en esa situación muestra una expresión feliz.

esteban lob said...

Es muy clara, Ricardo, tu definición.
Sáquemos entonces la primera sílaba de la palabra y quedémonos solamente con el SENTIMIENTO y que este sea positivo y optimista.

Abrazo austral.

RECOMENZAR said...

Es tan cierto lo que dices
Se puede perdonar pero olvidar si las cicatrices son profundas
por mas crema que le pongas no se borrarán
Abrazo

Kasioles said...

Sentirse en paz con una mismo, notando esa quietud de sosiego en nuestro interior, no hay dinero que pueda pagar esa maravillosa sensación.
Cariños.
kasioles

maría del rosario Alessandrini said...

Así tiene que ser, de lo contrario somos victimas de nosotros mismos.
Abrazo

RosaMaría said...

Gracias Ricardo, esta reflexión llega en un momento justo. Hay personas que nos hieren y molestan, tu escrito me hace reflexionar en cuanto que no es mi problema sino del que emite juicios desacertados. Otra es que se suelen repetir estos episodios, cosa que indica la incapacidad de cambiar. Es mejor seguir adelante y siempre con la intención de mejorar. Abrazo

Rafa Hernández said...

El resentimiento y el rencor ayuda poco, quizá lo que se consigue, es que a aquel que lo padece por llamarlo de alguna manera, le cree más odio y viva mucho peor, pero creo que hay que ponerse en la piel de cada uno, y en ocasiones el no sentir rencor y perdonar cuesta mucho.

Abrazo Ricardo

CHARO said...

Tienes toda la razón pero hay ocasiones en que los obstáculos para olvidar son tan enormes que es muy dificil olvidar por mucho que se quiera........se perdona claro está pero la memoria nos juega malas pasadas y si encima siguen apareciendo más obstáculos nos lo ponen más difícil.Saludos

CÉU said...

Hola, querido amigo Ricardo!

Excecional texto! Ressentimentos y odio no conduzem nuestra vida a nada. Tenemos que saber olvidar y perdoar.

Abracitos y una buena semana.

Jose Ramon Santana Vazquez said...

es curioso Ricardo pienso en lo que me fue contadictorio y mi resentimiento como bien dices es negstivo pero no por perdonar sino el olvidar que es dificil es como una muesca que resulta poco posible echarla a las espaldas y se transforma en un peligro evidente que puede repetirse sobre todo si convives aun con el dentro de ti mismo lo sereno seria hacer como nos comentas que no pasa pero es algo duro de atinar , excelente reflexión amigo ,recibe un fuerte abrazo . jr.

Macondo said...

Yo creo que hay situaciones límite en la vida en las que es complicado perdonar. Por poner un ejemplo, me parece incluso antinatural pedir a los padres que lleguen a perdonar a los asesinos o violadores de sus hijos.
Un abrazo.

Marina Fligueira said...

Es verdad que es difícil en ciertas y muy tristes circunstancias, perdonar no es cosa fácil, hay que ponerse en pellejo del otro para comprender su dolor, como comentan aquí muchos, olvidar mucho menos.

Claro está que por algo sencillo... Un error cometido, fallos que todo ser humano comete, pues claro está que se debe aprender a pasar página y ser lo más felices que uno pueda.

Un buen texto sin duda.
Un abrazo y mi gratitud.

SILO LÍRICO - Poemas, Contos, Crônicas e Outras said...

Eis um sério problema - o perdão. Mas o perdão deve ocorrer em qualquer circunstância, a exemplo de Cristo. É a tal história: "odeio o pecado, mas amo o pecador". Grande abraço. Laerte.

SILO LÍRICO - Poemas, Contos, Crônicas e Outras said...

Eis um sério problema - o perdão. Mas o perdão deve ocorrer em qualquer circunstância, a exemplo de Cristo. É a tal história: "odeio o pecado, mas amo o pecador". Grande abraço. Laerte.

Conxita Casamitjana said...

Es tan cierto lo que dices Ricardo, el que se resiente sigue sintiendo y no puede olvidar. Como bien dices mejor pasar página y olvidar, porque en el olvido ese otro si que no importa.
Un abrazo

Manuel said...

Saber perdonar es una virtud, porque además de ser un regalo para uno mismo, también lo es para la persona que perdonas; y en esta vida hay que ser generosos.
Un fuerte abrazo, querido amigo.

RECOMENZAR said...

Hay gente que habla aunque no perdone....pero es bueno ser preachers....
No es facil perdonar pero mas difícil es olvidar
Estoy de acuerdo contigo....
Cada vez que viene el recuerdo se vive de la misma manera que pasó..Pero a veces esto también es bueno....Cada uno vive lo mejor que puede. un abrazo inmenso

Followers

Blog Archive